lunes, 21 de agosto de 2017

La Biblia avala mi teoría geocéntrica


El Libro del Apocalipsis CONFIRMA la veracidad de mi teoría cosmológica geocéntrica. Nueva y original teoría (la primera en toda la Historia) en la que no cree ningún científico, “cristiano”, “intelectual o ignorante.

Veamos que dice el versículo del Libro del Apocalipsis:

“Fue herida (reducido o disminuido) la tercera parte del Sol, la tercera parte de la Luna, y la tercera parte de las estrellas” (Apoc 8:12)

 Interpretación correcta del versículo: 

En primer lugar, el término “herida/o” que utiliza el profeta y Apóstol Juan, no debe entenderse en su sentido literal. Es frecuente que los profetas utilicen expresiones, símbolos y analogías para indicar algún suceso que tendrá lugar en un futuro lejano. En este caso, el verbo herir hace referencia a un corte o reducción del tamaño. Les pondré un ejemplo cotidiano: cuando éramos niños y nos cortábamos un dedo con algún objeto y sangrábamos, los adultos decían que estábamos heridos. Luego, el término herir hace referencia a un corte o, también, a la reducción o eliminación de una parte. Y como veremos a continuación, eso es lo que sucede con los diámetros del Sol y de la Luna. Además, nadie lograría entender el porqué y el cómo se podría herir a la tercera parte de las estrellas y no al 100%.

Sin embargo, a la luz de mi investigación, la interpretación del texto se revela clara y nítida. Efectivamente, desde hace unos 30 años vengo demostrando que los diámetros respectivos del Sol y de la Luna son 1/3 parte inferiores a lo que afirma la falsa cosmología moderna. ¿No es eso de lo que se habla en el versículo citado? Y no solo eso. Vengo demostrando, entre otras muchas cuestiones, que las galaxias son objetos individuales de naturaleza planetaria, del mismo modo que lo son las estrellas que se observan en el cielo nocturno. Dicho de otra forma, las galaxias no son estructuras formadas por millones de estrellas, con lo cual, “desaparecen” del espacio cósmico millones de estos objetos. ¿Quizá 1/3 parte?.

Una galaxia es tan solo UN único objeto planetario sin luz propia compuesto por un pequeño cuerpo masivo central, de naturaleza rocosa o helada, rodeado de gases.

Ahora sí, estamos en disposición de entender lo que nos quería transmitir el profeta: 1) que los diámetros reales del Sol y de la Luna serían descubiertos y que serían 1/3 parte inferiores a lo que la falsa ciencia había calculado y 2) se descubriría que 1/3 parte de las estrellas -las que componen las "galaxias"-  no existen en realidad. Descubrimiento y datos que mantienen una total sintonía con la cita apocalíptica.